Illescas_POS_RGB

618178745

be90d3d3267bc0848eaf768d6aba8c7a

Tres bodas, tres estilos

Hacemos un repaso de los tres vestidos de las bodas que más han dado que hablar en lo que llevamos de año. Hablamos de las bodas de las it girls Olivia Palermo, Poppy Delevigne y Kim Kardashian. Tres estilos totalmente diferentes que te pueden servir de inspiración para tu futura boda en La Quinta de Illescas

 

La it girl más admirada, Olivia Palermo optó para su ceremonia civil con Johannes Huebl por un de Carolina Herrera, diseñadora fetiche de Olivia, confeccionado para la ocasión. El vestido está compuesto por tres piezas: un jersey de cachemir en color crema realizado con plumas de avestruz, unos elegantes pantalones cortos blancos y una falda superpuesta y ajustada a la cintura en tul, satén y seda adornada con motivos florales en el dobladillo y con una abertura en la pierna.En el pelo una sencilla coleta desehecha.

Nos encanta el toque de los zapatos de color azul

Poppy Delevingne, uno de los rostros más conocidos de la industria de la moda y hermana de Cara Delevingne se casó el pasado mes con James Cook, en la iglesia de St. Paul en Knightsbridge (Londres). La it girl se decantó por un espectacular diseño con apliques florales, pedrería y juego de volúmenes firmado por Chanel Alta Costura. Para completar el look bridal, la novia prefirió la sencillez de un velo de tul y dejar su larga melena suelta.

Para su reboda en Marrakech, esta vez, de forma mucho más relajada y en el exótico hotel La Mamounia el vestido elegido fue un diseño de Peter Dundas, director creativo de Emilio Pucci; un vestido largo, estampado, muy colorido y vaporoso y una melena informal, suelta y desenfadada de la que recogió únicamente los mechones frontales.

 

Y por último Kim Kardashian, una celebrity que genera amores o odios pero que duda cabe que su vestido elegido para su boda con Kanye West no defraudó. Obra de Riccardo Tisci para Givenchy, poco tenía que ver con el pomposo traje de su primera boda. De manga larga y escote cerrado, el vestido se ceñía a su figura y terminaba con un corte sirena que destacaba sus curvas. Pese a lo recatado de la parte delantera del vestido, la estrella de la televisión le dio un toque sexy por detrás. La espalda del vestido era de tul transparente. (Shhhh…Dicen que el vestido ha costado confeccionarlo más de medio millón de euros)

¿Con cual te quedas? ¿ Con la elegancia y naturalidad de Olivia, el estilo rompedor de Poppy o la exuberancia de Kim?

¿Has visto ya nuestro post inspiración de vestidos de pedrería? Pincha aqui